No me pises que llevo chanclas: «Ahora se nos ve por Los Palacios arregladitos y con ropa nueva»

Autor: Quico Pérez-Ventana || Fecha:   Conversaciones, Destacadas, Magazine, Pop, Rock, Sonidos

Veinticinco años de agropop. Agarraos los machos. Felizmente, el litro y medio pa' los problemas sin remedio ha dado de sí. Los Chanclas ya son solo cuatro –Pepe Begines, su hermano Álvaro, Salvador Romero y Pepe Linero–, pero para celebrar semejante efeméride se han encerrado en un teatro junto a ilustres amiguetes de toda la piel de toro.

Chanclas-2

La banda de Los Palacios (Sevilla) está de doble estreno. Por un lado, el álbum 25 años de Agropop. Un directo grabado en el Teatro Quintero de Sevilla junto a artistas como Pablo Carbonell, Kiko Veneno, Teo Cardalda, Canijo de Jerez (Delinqüentes), Alfonso Aguado (Inhumanos), Miguel Costas (Siniestro Total), Tomasito, Bernardo (The Refrescos) y Muchachito Bombo Inferno. Por otro, un documental de título esclarecedor, Por humor a la música, dirigido por Álvaro Begines, guitarrista chanclero y talentoso cineasta.  

«La verdad es que hacer un proyecto de este tipo donde se mezcla la música, el cine, los amigos y la nostalgia de la buena es un verdadero placer. Ya estamos en una edad en la que el trabajo debe hacerse con gusto, porque además creemos que es el fundamento para entretener y hacer disfrutar al público», nos comenta Álvaro Begines. Respecto a la presencia sobre las tablas de los citados amigos, afirma que «son gente que nos ha aportado mucho y son los que tenían que estar. Tanto el grupo como Pepe en solitario han colaborado con ellos, por lo que no ha sido nada difícil, todo lo contrario. Cuando los invitamos vinieron encantados. Y se fueron más contentos todavía con el rato que echamos arriba y abajo del escenario».

¿Y cómo ha envejecido la filosofía eléctrica del tractor y el terruño? «La base de todo nunca envejece. Quizás seamos nosotros los que miramos desde otra perspectiva, la de unos tipos maduros con hijos y no la de aquellos jóvenes que nos creíamos inmortales en los 90. Como en todo, si cuentas cosas que son valores atemporales como el gusto por comer, por reír, por la alegría, también por el dolor, etc., eso no tiene caducidad. Vemos cómo pasa el tiempo por nuestro pueblo, que ya no parece tan rural, pero si escarbas siempre está la tierra. Y en nosotros, pues bien arreglados y con ropa nueva todavía se nos puede ver».

«Si nos logramos reír de lo mas trágico de esta vida vamos ganando el cielo, aunque sea uno a cero de momento»

El gran Pepe Begines afirma en el documental que en los comienzos apostaron por el humor para refugiarse de lo trágico de la vida. Y es que la guasa y el rock casan bien por estos pagos. «Somos unos tipos divertidos, sí, pero detrás de eso siempre hay algo trágico. No es más que la vida, igual de dura aquí que en cualquier otro sitio, pero la forma de afrontarla o contarla es la diferencia. Si nos logramos reír de lo mas trágico de esta vida vamos ganando el cielo, aunque sea uno a cero de momento». Un documental, por cierto, que nos hace volver la mirada a la filmografía de este talentoso peliculista palaciego, con títulos tan sugerentes como Por qué se frotan las patitas (2006) o Un mundo cuadrado (2011). De lo que no estamos seguros es de si pertenecer a Los Chanclas es una ventaja o un lastre en semejante devenir. «Es algo que hasta ahora no he querido unir, porque realmente es muy distinto y todos tendemos a etiquetar. Si desde el principio hubiera dicho ‘soy de Los Chanclas y voy a dirigir una película’, la mayoría pensaría que sería algo parecido al estilo del grupo, casi no me hubieran permitido hacer un thriller o un drama. Cuando te enfrentas a una historia desde el guión, ahí no hay padrino. Y cuando la presentas para que te la produzcan, lo primero es si funciona la historia, si como director eres capaz de llevar eso a la pantalla con estilo para que cause interés. Lo de estar en un grupo de rock famoso queda muy lejos de todo eso».

Nos quedamos con otra curiosa afirmación que puede escucharse en la hilarante hora y poco de Por humor a la música: «Al principio queríamos ocultar todos nuestros complejos de gente de pueblo: hablar fino, contar cosas de las ciudades… Hasta que empezamos a sentirnos bien contando nuestras propias realidades». Tiene toda la pinta de que fue así realmente. «En los primeros grupos que formábamos nos limitábamos a imitar a grupos de fuera de nuestro país, como muy cerca de Madrid, y no imprimíamos nuestro sello en el acento o en los temas que se trataban en las canciones. Pero en cuanto nos planteamos algo nuestro y lo logramos plasmar, sentimos una relajación como cuando llegas a casa, te pones cómodo y te tiras en tu sofá«, reflexiona Álvaro Begines.

«La candela de los Chanclas estará encendida para quien quiera calentarse con alegría y buena música» 

¿Y ahora qué? Primero, la gira de conciertos. «Nuestra propuesta musical en directo ha ganado mucho en todos los sentidos, por lo menos eso nos dice el público. Es un tópico, pero mientras se mantenga la ilusión y las ganas por subirnos a un escenario, la candela de los Chanclas estará encendida para quien quiera calentarse con alegría y buena música». ¡Ole ahí! Por cierto, ¿y los demás? «El camino de cualquier grupo que perdura en el tiempo inevitablemente sufre cambios en su formación. Pero mientras se mantenga la parte creativa, todo puede continuar. Ahí tenemos el ejemplo de los Rolling. Y te puedo decir que aquí hay espíritu Stones, aunque sea de las Marismas del Guadalquivir».

 

Chanclas-3

Autor: Quico Pérez-Ventana

Quico Pérez-Ventana tiene 11 artículos escritos.

Periodista andaluz de intereses etéreos y estrofas cabales. Docente universitario de redacción digital y netiqueta.